Punk: Qué esperar del pop punk

Pop y punk son términos que chirrían juntos, en tiempo de los Sex Pistols habría sido una ofensa (o no). Pero lo cierto es que a a principios de los noventa bandas como The Offspring o Blink 182 comenzaron a hacer punk melodioso y hablar de chicas y mucha gente se animó a seguir ese estilo.

Green Day o Anti Flag son otras bandas famosas del género, un género que quizá es un poquitín comercial. Pero, ¿qué no lo es en USA? Tienen ideales y defienden causas, pero ganando royalties por salir en la MTV.

No quiero criticar, hacerlo sería una estupidez. ¿Se puede hacer punk y no venderse en USA? Miren a los Dead Kennedys, se puede. Pero tener principios morales y cobrar una buena pasta, pues oye, no está nada mal.

Recordad a los Ramones. Era el punk en esencia, pero a nadie parece gustarle despreciar un melindre en forma de dólar. Los Sex Pistols volvieron por el sucio lucro… Hay muchísimas bandas punk a lo largo del mundo y la inmensa mayoría no se venden, porque no quieren (y por qué no decirlo, porque no pueden). El dinero mueve montañas.

El sonido pop punk se caracteriza por ser más melodioso y por sus temáticas más suaves, aunque hay bandas que tratan tambien temas más serios (anti flag, por ejemplo). Algunos de estos grupos pueden ser definidos como rock universitario, lo cual no es precisamente un halago. Lo cierto es que desde los dos mil, mucha juventud, sobre todo en USA, ha disfrutado con estas bandas.

El disco Dookie de Green Day está considerado una obra magnífica. No está falto de calidad y estilo e ideológicamente, bueno, se defienden. ¿Ganan mucho dinero y son rockeros ricos? Lo son, pero cada uno con su conciencia. Si ellos consideran justo el cruce, pues fiesta post punk…

He aprendido a no juzgar. Si disfrutáis del género olvidad sus vidas envidiables y ese tonillo que suena poderosamente a pop Billboard. Simplemente gozad de ese sonido que incita a pasarlo bien.

Para finalizar, recordaré un celebre diálogo entre dos miembros de Blink 182 en la serie Los Simpson sobre la dicotomía del pop punk:

Pues eso, qué decir…

Manuel J Maside


Deja un comentario