Punk: Jello Biafra. El punk comprometido

Si sigues la carrera de Jello Biafra y lo consideras un punkie de corazón, no vayas a ver los próximos conciertos de los Dead Kennedys, porque él ya no es su frontman. Actualmente, gira y activa mentes con su ideal anarquista en su propia banda de hardcore punk (hablaremos de este género) “Guantanamo School of Medicine”. Jello Biafra jamás dejará de azotarnos con sus ideas mientras la salud lo permita.

Nacido como Eric Reed Boucher en Boulder (Colorado), pronto mostró interés por la política, tanto nacional como internacional, interés que sus padres estimularon (no en vano su apellido artístico «Biafra» proviene de una región nigeriana que luchó durante cuatro años por su independencia hasta rendirse por la hambruna que la asolaba). Creció en el estudio de la socioeconomía y sus ideas políticas comenzaron a arraigar profundamente.

En 1978 contestó a un anuncio del guitarrista East Bay Ray, con el que fundó los Dead Kennedys. Sería una época grandiosa de punk con influencias surferas en la música pero de letras escritas por Biafra que se cagaban tanto en la sociedad americana como en la politica internacional (California über alles sobre la política del gobernador de California, el republicano unltra liberal Jerry Brown, o temas sociales como Holidays in Cambodia o Nazi Punks, donde en un estribillo repetitivo se manda a tomar por saco a los neo nazis). A lo largo de ocho años, los Dead Kennedys sacudieron muchas mentes y se convirtieron en la banda de punk con ideas políticas más importantes de los USA, un país donde sus ideas eran subversivas y peligrosas, y Jello Biafra era la punta de la afilada lanza del grupo. La banda se separó en 1986. Volverían en 1990, pero ya sin Biafra.

En 1979 creó un sello discográfico llamado Alternative Tentacles, con el que publicó tanto trabajos de los Dead Kannedys como proyectos en solitario.

En el 86 pasó malos momentos perseguido por las leyes contra la obscenidad acusado por la representación desafiante de la realidad en sus letras y en su sello discográfico (que desafiaba a la economía del entretenimento por ser auto gestionado). Se enfrentó a pena de cárcel y multa económica pero el caso se cerró sin condena. Biafra ha hablado mucho del tema, de cómo existe realmente la censura en los USA.

A partir de ahí ha combinado colaboraciones con muchos músicos y bandas con el ejercicio del spoken word; es decir, monólogos donde a través de su discurso hace reflexionar al público, llegando a ser muy considerado en este tema. Dentro de su actividad política, llegó a presentarse para la alcaldía de Nueva York, consiguiendo unos resultados muy dignos para ser un candidato independiente sin apoyo de los dos grandes partidos.

¿Qué se puede decir de Jello Biafra? Si la política independiente en USA tiene nombre, uno es el suyo. Ha hecho todo lo posible por insertar ideas contraculturales y de subversión de la mente capitalista en aquel país y, a pesar de lo sectario de aquella sociedad, ha tenido grandes éxitos, convirtiéndose en algo más que un músico: en un icono de ideas claras que lucha por sus ideales con todas las consecuencias.

Si podéis escuchar a los Dead Kennedys, hacedlo, porque los temas escritos por Biafra son joyas, pero si podeis verlo a él en directo, ya sea en su faceta de músico como de monologuista, hacedlo también. Vuestra mente se hará preguntas muy necesarias.

Manuel J Maside


Deja un comentario