La Reseña: It. Capítulo 2

Vuelve Eso, el payaso más famoso y aterrador de la gran pantalla. Ya podemos disfrutar en cines de It. Capítulo 2, la última parte de la saga de dos películas que completa la adaptación de Andy Muschietti de la novela de Stephen King previamente llevada al cine en 1990 con una producción de poco presupuesto que, aún así, logró perturbar el sueño de más de un chaval de mi quinta. Y de más de un adulto también.

He de aclarar que no soy quien de opinar sobre It. Capítulo 2 como adaptación porque no he leído el libro, de modo que simplemente la juzgaré como una película más. Bien es verdad que hay que decir también que probablemente estamos ante el estreno de terror más relevante y taquillero del año. Por tanto, ha generado grandes espectativas entre los fans; sean estos entusiastas de la película original, de la novela o se hayan subido al carro al final con la primera película de Muschietti sobre Pennywise en 2017. Vamos, que hay mucha gente a la que contentar o decepcionar.

Analizándola como película en sí, si os digo la verdad, no la entiendo. No sé que quería lograr Muschietti pero estoy bastante seguro de que se ha quedado por el camino. Lo que debería ser una buena excusa para brincar en el asiento y tener pesadillas toda la semana se queda en una confusa cinta adolescente que no llega ni a dar miedo ni a ser graciosa. Da la impresión de que el director quería hacer algo a medio camino entre humor y terror – tratándose de un remake de It esto ya de por sí es una mala decisión – y el resultado es que no llega a cuajar ni como una cosa ni como la otra. Es una triste parodia con exceso de efectos gráficos aliñados con unos gags cómicos que funcionan como una especia redundante. La música actúa un poco de la misma manera, adoba la mezcla pero por momentos sabe a sobrante. Justo como quien trata de arreglar una mala comida con un sinfín de condimentos sin saber que camuflar el mal sabor no significa arreglar el plato.

La gente se reía en la sala cuado deberían estar asustados. El uso de chascarrillos y chistes, que en otras producciones de terror genera un contrapunto divertido, aquí es tan excesivo que confunde y rompe una ambientación ya no muy lograda. Abusa de enseñar. No sugiere y se lanza a mostrarlo todo, resulta explícito sin llegar a ser crudo ni aterrador. El factor psicológico, tan importante para meterse dentro de la piel del espectador, algo que podíamos disfrutar en la película original del año 1990, sencillamente brilla por su ausencia.

Pero no son todo cosas malas, naturalmente. El casting adulto se ajusta maravillosamente a la versión envejecida de los niños, lo malo es que, a diferencia de estos, no termina de funcionar en pantalla. No fluye la química y las relaciones que se nos quieren vender no resultan genuinas ni conmueven realmente. Por así decirlo, son un pegote. El final, que se hace un tanto pastoso, es una prueba de ese mismo fracaso. Se alarga el metraje para acabar de endosar una unión entre los personajes que no se ha podido cocinar durante casi tres horas que dura el filme.

La estructura de la película es distinta a la del 90, pero no me parece que sea ahí donde radica el problema. La historia se cuenta cronológicamente, y eso no está mal. Lo que sí me parece un error es valerse de subterfugios intrascendetes para aislar a los personajes con una suerte de gincana individual que no viene a cuento. Es una solución muy poco elegante y, porque no decirlo, facilona, que podemos ver en más apartados del guion.

Un buen amigo mío suele decir que no debe uno quejarse de la película que ha visto en el cine si no se ha informado previamente sobre aquello que va a ver, es decir, no deberías quejarte si Rambo V no te parece trascendente pero, tampoco puedes pedirle a Roma que te amenice la velada con explosiones. Pues esto mismo es lo que parece que falla en la propia concepción del filme. Da la impresión de que no sabían qué historia estaban haciendo. Eso es un payaso, sí, pero no se supone que deba hacerte reír.

En conclusión, It. Capítulo 2 es una película mediocre que puede hartarse de hacer millones, pero no se grabará a fuego en la memoria de quienes la vieron, algo que sí consiguió hace casi treinta años la película original que protagoniza Tim Curry. No hace justicia a la excepcional historia en la que está basada y, lo peor de todo, no da miedo. Y en una película sobre It, el mal hecho carne, el temible Pennywise, la razón por la que muchos temen a los payasos; tal cosa es sencillamente imperdonable.

Alfonso Rois


3 comentarios en “La Reseña: It. Capítulo 2

  • el septiembre 10, 2019 a las 5:59 pm
    Permalink

    Si no la entiende lea el libro y gustele a quien le guste las dos entregas son las mejores películas de estos tiempos nada m que ver con la basura de annabelle el conjuro y la monja

    Respuesta
    • el septiembre 10, 2019 a las 11:37 pm
      Permalink

      Si no leiste el libro no podes hacer una critica como la que hiciste

      Respuesta
      • el septiembre 12, 2019 a las 4:50 pm
        Permalink

        no lei el libro peeero vi la pelicula original y me vaso en eso para decir para mi que supero todo de la original fue hecha exactamente igual a la original y con mejoras con efectos especiales muy buenos to pienso que la segunda parte estubo muy muy buena la verdad asi que para los criticos pienso que como dicen otros no solo ver la pelicula si no que tsmvien leer el libro yo no lo hice pero voy a hacerlo…..desde ya aca en corrientes capital la pelicula fue un exito en cada funsion sala colmada…..asi que hay que informarce mas mepa….

        Respuesta

Deja un comentario