fbpx

Rock: Joan Jett, I Love Rock ‘n’ Roll

La historia temprana del rock & roll no ha visto muchas veces un grupo liderado por una mujer. Menos aún una capaz de tomar una canción ya escrita por otro grupo, hacerla propia y convertirlo en el mayor éxito de su carrera. Y todo esto en una época en la que la igualdad de género no había tumbado todavía las barreras impuestas a la mujer en el mundo de la música. De este modo, hoy hablaremos de la versión de I Love Rock ‘n’ Roll de la mismísima Reina del rock: Joan Jett.

Su nombre real es Joan Marie Larkin, nacida en 1958 y natural de Philadelphia. Su abanico de habilidades para erigirse como Reina del rock toca muchos palos: vocalista mezzo soprano, songwriter, compositora, guitarrista, productora musical y actriz. Sino hubiera llegado al trono, no habría sido por falta de talentos. Empezó su trayectoria con The Runaways, donde se forjó profesionalmente y se hizo un nombre a través de varios álbumes de estudio y giras de trascendencia mundial.

No obstante, a finales de los setenta la banda se disolvió y Joan decidió iniciar en Inglaterra una carrera en solitario. Allí fue donde grabó tres canciones con Steve Jones y Paul Cook, guitarrista y batería de los Sex Pistols, respectivamente. Pues bien, una de esas tres canciones sería una primera versión de su legendaria visón del tema «I Love Rock ‘n’ Roll» inicialmente compuesto por Arrows en 1975.

La canción original en la que se basó Joan Jett

Poco más tarde y trabajando para completar las obligaciones contraídas anteriormente con The Runnaways en el contrato para una película, conoce a Kenny Laguna, un personaje clave en su vida por dos razones: la primera porque sería con él con quien fundaría el sello Blackhearts records. Y la segunda porque fue él quien le dejó el dinero para buscar y fundar su banda. A pesar de que le advirtió de que las financias llegaban para lanzarla en solitario, pero no para una banda completa, Joan insistió en que debía formar su propio conjunto. El propio Laguna admitiría más tarde que parte de la impronta y el carisma de Joan Jett se deben precisamente a los Blackhearts. Así pues, puso un anuncio en el periódico que rezaba «Se buscan tres buenos hombres» y poco después nacería Joan Jett y The Blackhearts.

Se dice que uno de los momentos más determinantes de la carrera de Joan Jett fue el concierto de Nueva York en 1981. La crítica alabó al grupo y congregó sobre él una gran masa de seguidores. Un tiempo de giras y grabaciones después, una de ellas dedicada a regrabar I Love Rock ‘n’ Roll, vería la luz su primer álbum como grupo, titulado como su éxito más importante y motivo de este artículo.

Aunque la cúspide de su carrera fue esta canción, su trayectoria no la ha definido un solo hit, otros que han alcanzado notorio éxito han sido Cherry Bomb, Bad Reputation, Crimson and Clover, Do You Wanna Touch Me (Oh Yeah), Light of Day, I Hate Myself for Loving You o Dirty Deeds. Sin embargo, si hablamos de los números y méritos de I Love Rock ‘n’ Roll, no faltan cosas que mencionar. Estuvo en el número uno del Billboard Hot 100 durante siete semanas seguidas en 1982. De hecho, fue la tercera canción del año en la lista anual. En cuanto a su lista absoluta de todos los tiempos, figura en su top 100 un poco por debajo de la mitad de la tabla, en el puesto 56. La revista Rolling Stone también la considera una de las mejores canciones de la historia, ocupa el puesto 484 de 500. Para colmo, otro de sus honores es estar el Hall of Fame de los Grammy, en donde entró en 2016.

Si hablamos de sus versiones, yo me quedaría con dos, precisamente las que menos casan con las de Joan Jett. La primera y probablemente la más famosa sería la de Britney Spears. Y la segunda, la mucho más marchosa de Alex Gaudino & Jason Rooney. Como se puede ver por la estética del vídeo de Britney y por la propia voz muestreada de la versión dance, ambas toman como punto de partida la versión de la Reina del rock.

Como curiosidad y muestra del carácter firme de ruda rockera de Joan, para la portada del álbum su primer trabajo le sugirieron la manera en la que debía posar, ateniéndose a los clichés de la época para potenciar las ventas. Cabe decir que no les hizo mucho caso.

They wanted me to lie on a couch in leopardskin like Pat Benatar or something, you know I couldn’t do anything like that

Querían que me tirara en un sofá vestida en piel de guepardo como si fuera Pat Benatar… ¡sabes que yo no podría hacer algo así!

Bastida


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.